31 de agosto de 2008

Rati-Post




Desde el día que llegó Vivi le tomo idea. Lo primero que dijo fue eso no es un gato, es un proyecto.

Era tan chiquito que parecía una ratita, así que le deciamos Rati.

Al punto que todo lo relacionado con el tenia prefijo Rati. Quinoto era Rati, o Rati-pu. O Rati-mau. Pero ahí no terminaba la historia

Rati pasta: comida tipo paté para gatos. Apestosa. Le encantaba, y después se negaba a comer las rati-piedras.

Rati piedras: comida para gatos, pero seca. Mucho mas sana para Rati, pero despreciada vilmente. Así terminamos comprando toda la provisión de rati-pasta del pueblo, y se tuvo que acostumbrar.

Rati check: Donde esta Rati?

Había que hacer varios rati-checks por hora. Era diminuto, muy facil de perder de vista. Y además, como todo gatito chiquito, vivía escondiendose. Estaba fascinado, por ejemplo, con meterse en el hueco al costado del horno. No se como no termino cocido.

En realidad, sí se. Casi nunca usamos el horno.