28 de marzo de 2010

El descanso del Guerrero



No es nuevo que Evita lo sigue a Papino a todas partes. Lo sigue cuando come, lo sigue a donde duerme. Esto llevó al pobre papino a buscar refugios cada vez mas inaccesibles para tener un momento de calma.

A veces, ni siquiera duerme en la casa. Vivi lo vio dormir en montañas de hojas de la calle.

La otra forma de escapar de Evita era subirse a los árboles.

Era.

Evita juntó la suficiente fuerza de voluntad como para aprender a subir a los árboles para seguirlo. Lo que no significa en absoluto que después sepa bajar.

Tenemos ahora un episodio semanal con formato fijo: Evita desaparece, todos la buscamos, Evita mutis por el foro, realmente nos preocupamos, Evita declara finalmente que subió a un árbol y no puede bajar, evita es rescatada de alguna forma espectacular y recibe mucha atención de todos.

Hoy estuvo prófuga de la justicia todo el día. Pensamos que se la habían robado. Cuando finalmente avisó que se había trepado a un árbol en la calle y que no podía bajar, oscurecía. Vivi estaba considerando llamar a los bomberos cuando Papino se le prendió el síndrome de héroe, subio al árbol y la hizo bajar

Una vez que Evita estuvo segura a nivel del mar y adentro de la casa, la cascó.

Despues se fué a hacer su ronda vespertina. Evita lo trató de seguir por la calle, y la cascó de nuevo. Vamos a ver cuanto dura el efecto del correctivo.

4 de marzo de 2010

Gatos á la mode



Todo el que ha intentado disfrazar a un gato sabe muy bien que el gato NO coopera. Menos aún delante de la cámara. Me pregunto con que artificios habrán conseguido que estos felinos colaboren con la sesión.

Para los curiosos: Las fotos son para un calendario y los gatos tienen puestas versiones de diseños de moda para humanos



Ahora que lo considero, puede ser que el hecho que sean replicas de ropa humana de diseño es tan tergiversado que puede llegar a provocar el ego del gato lo suficiente como para que la cámara lo agarre durante un segundo de autocontemplación.

Las fotos, por alguna razón, me hicieron acordar a este poema de Lawrence

Don't you care for my love? she said bitterly.
I handed her the mirror, and said:

Please address these questions to the proper person!
Please make all requests to headquarters!
In all matters of emotional importance
please approach the supreme authority direct!-
So I handed her the mirror.

And she would have broken it over my head,
but she caught a sight of her own reflection
and that held her spellbound for two seconds
while I fled.