19 de agosto de 2014

GatoVacaciones


Tener un gato y tomarse vacaciones son dos sustancias que se repelen. Los lectores de gatosenelcampanario nos tomamos vacaciones para relajarnos, pero nos preocupamos porque el felino este solo/deprimido/subestimulado

En otras ocasiones, conseguí cat-sitter que no solamente lo iba a alimentar, sino que jugaba con él/ le sacaba fotos de prueba de vida/ directamente se mudaba con el gato para que sus necesidades de gato estén garantizadas al 100% todo el tiempo que no estamos

Un@ buen@ cat sitter es muy dificil de conseguir

La alternativa controversial es llevarlo. La semana antes de partir tuve episodios de ambivalencia dignos de internación psiquiátrica, donde si lo dejaba solo le iba a dar la angustia (transferencia!), y si lo llevaba a la casa de la costa se iba a escapar y se lo iba a comer un coyote (paranoia!)

Finalmente lo llevamos. Spock fue introducido en el tardís y 4 horas despues apareció en un mundo magico con muebles distintos y sonidos distintos. La primera noche de emoción violenta no durmió mas que 10 minutos seguidos, porque tenía que patrullar la propiedad

Al día siguiente salió al jardin, bien seguro adentro del gato-tardis:



Podía ver y escuchar los pajaritos, pero los pajaritos estaban protegidos y el gatito estaba protegido y yo estaba 98% tranquila que no se lo iba a comer un coyote 

Lloró todo el viaje de vuelta que se quería quedar con los pajaritos aunque los tuviera que mirar desde la carcel.  Pero la aventura terminó.  Después de tanta intensidad, durmió 10 horas seguidas por primera vez en su vida


No hay comentarios:

Publicar un comentario